Retos del liderazgo comunitario frente a los paradigmas de la gestión social

Justa de Izarra; Humberto Peña Rivas; Carlos Sáenz Ozaetta

Docente de la Universidad Estatal Península de Santa Elena, Universidad Estatal Península de Santa Elena, Ecuador , Docente de la Universidad Estatal Península de Santa Elena, Universidad Estatal Península de Santa Elena, Venezuela , Docente de la Universidad Estatal Península de Santa Elena, Docente de la Universidad Estatal Península de Santa Elena, Ecuador



Resumen

El presente estudio tiene como finalidad realizar una investigación acerca de los retos del liderazgo comunitario frente a los paradigmas de la gestión social en las parroquias rurales José Luis Tamayo y Anconcito del cantón Salinas, mediante una investigación descriptiva-exploratoria, se analizará bajo que contexto surge el liderazgo comunitario, y cuál es el desenvolvimiento de los líderes en los sectores estudiados; además, determinar cuáles son los principales paradigmas de la gestión social que acarrea estas zonas, y la importancia de la participación comunitaria en las gestiones del líder comunitario. Por último, se identificará las formas de la gestión social aplicada en estos sectores, bajo la perspectiva de los líderes comunitarios y dirigentes políticos de turno. Se utilizó las técnicas de recolección de datos desarrollada en tres etapas: entrevistas a líderes comunitarios, observación directa de los hechos reales y análisis de la recopilación de datos, para la obtención de resultados fidedignos. Como resultados se identificó que el líder comunitario motivado es el reflejo directo de la gestión social aplicada, aseverando que los líderes nacen y también se hacen acorde a las diversas situaciones y necesidades de sus entornos.

Received: 2019 August 13; Accepted: 2019 November 13

5736. 2020 ; 4(1)

Keywords: Palabras clave liderazgo comunitario, gestión social, participación comunitaria, líder, necesidades.

INTRODUCCIÒN

Cuando se habla de liderazgo en la comunidad, se halla ineludible puntualizar el rol de los individuos caracterizados como líderes, frente a los paradigmas sociales y la sinergia con el desarrollo comunitario. Dentro de los tipos de liderazgo estudiados en las diversas teorías de renombres, faculta el liderazgo comunitario, cuyo tipo es bienquisto como la personificación de una comunidad reflejada en las características de un líder; atribuyéndole la representación de habilidades y capacidades del grupo comandado.

La exigencia de un líder comprometido con su sociedad viene enraizado a diversos paradigmas, los cuales el líder se enfrenta (problemas y conflictos del grupo, demográfico, económico, político y social); por lo cual, la correlación de líderes, sociedad y gobierno debe coexistir y desarrollarse entre mecanismos de participación, donde el accionar de los líderes es significativo al momento de coordinar las diversas avideces con el ciudadano para lograr un bien colectivo. Para enfrentar el impacto de estos paradigmas de la gestión social, el líder comunitario debe respaldarse en tres interrogativas a resolver, que según Rojas Andrade (2013), estas son ¿Qué hacer?, ¿Cómo hacerlo?, ¿Cuándo hacerlo?, ¿Por qué hacerlo?; las cuales deben estar inmersas en cada actividad de resolución de conflicto.

Este fenómeno es identificado en las comunidades de la provincia de Santa Elena, como un reto, frente a los constantes cambios de la gestión social. Por ello la incidencia de un líder comunitario dentro la gestión de un comité barrial o una comunidad que espera ser representada y dirigida es primordial, dado a que se relaciona intrínsecamente con la participación y desarrollo del sector; además de que este personaje promueve el alcance de los objetivos sociales trazados, así como el mejoramiento de la calidad de vida (satisfacción de necesidades, deliberación, confianza y permanencia en armonía).

Determinado aquello se dogmatiza que el liderazgo comunitario en este sector es caracterizado por ser ávido negociador frente a las autoridades políticas, organizaciones y demás entidades públicas y privadas que le permitan llevar el cumplimiento de acciones de beneficio y satisfacción con su sociedad.

Dentro de este sector, se sitúa el cantón Salinas, en el cual se encuentran ubicadas las parroquias Anconcito y José Luis Tamayo, objetos de estudios, donde se determina que el liderazgo comunitario es un fenómeno asociado a la democracia, en el que el personaje caracterizado como líder o representante comunitario debe cumplir con las habilidades de generar respuestas rápidas que solventen las necesidades y problemáticas de su colectivo, tales como índices elevados de desempleo, analfabetismo, crisis económicas, autorrealización, entre otros que afecten al desarrollo y crecimiento grupal.

Pese a las grandes exigencias impuestas a los líderes comunitarios de estas parroquias, muchos de ellos han logrado cumplir con las expectativas de sus seguidores, pese a que la integración comunitaria es mínima en relación a lo requerido para llevar a efecto una adecuada toma de decisiones; la causa de este desinterés hacia las gestiones realizadas por este personaje, se basa es la pérdida de protagonismo del líder vocacional (actúa con el interés único de ayudar a su comunidad), siendo intricado o asociado con los líderes políticos (actúa con el interés único de aspirar un cargo político a futuro).

MATERIALES Y MÈTODOS

Basados en las metodologías aplicadas de Hernández Sampieri (2006), este estudio responde a una investigación de carácter descriptiva-correlacional, sustentados en la aplicación de los métodos analíticos, inductivos y reflexivos, los cuales permitieron la descomposición de la información en partes significativas para un mejor análisis de esta. Complementario, se utilizó un muestreo no probabilístico por conveniencia, en el cual se implementó las técnicas de recolección de información como la observación directa y las entrevistas; las cuales tuvieron efecto en los líderes parroquiales y de comités barriales en las parroquias José Luis Tamayo y Anconcito del cantón Salinas, con la finalidad de reconocer la incidencia de los retos del liderazgo frente a los paradigmas de la gestión social; información directa que certifica la validez de este estudio. Como adicional relevante para el proceso investigativo, se implementó las fuentes de información secundaria; a través de esta se pudo recabar hechos históricos y documentados sobre los líderes salientes de estas comunidades.

RESULTADOS

Desde tiempos remotos el liderazgo ha sido considerado como un tema - “issues” de inevitable discusión en los ámbitos de psicología, sociología, empresarial antropología cultural-social, intervención comunitaria y gestión social. En diversos estudios, entre ellos destacado la evolución del liderazgo por Estrada (2007), quién manifestó que se inicia con los líderes de las civilizaciones antiguas que coordinaban los esfuerzos de toda la comunidad y ayudaban en la división natural del trabajo, acorde con el género y la edad, entre hombres, mujeres; niños, adultos, y ancianos. Al respecto Bonifaz & Villar (2012), expresaron que “Liderazgo es la influencia de una persona a otra o a un grupo de acuerdo a una determinada situación y se aplica a través del proceso de comunicación humana con el fin de alcanzar objetivos específicos.”

La forma correcta de representar al liderazgo es asociándola a una cualidad que distingue a un individuo del resto del grupo, creando un personaje sobresaliente con capacidades de toma de decisiones, empatía, e inteligencia emocional; por lo que bajo a esta concepción las personas han llegado a pensar que las teorías de los estudiadores de historia como Cleary, T. (2004), un “líder nace, no se hace.”

El liderazgo en la actualidad se ve enraizado cada vez en las organizaciones que van desde los centros educativos, hasta los organismos empresariales y sociales; estos organismos son los que se encuentran mayormente sometidos a constantes cambios sociales e inclusos culturales, debido al esfuerzo de los líderes por influenciar a grupos o comunidades con la finalidad de construir estrategias para crear hábitos y conductas propias de su cultura. Según Roebuck (2000), otro paradigma común sobre este fenómeno es que, si una persona nombrada líder de un determinado grupo o actividad no es un ejecutivo, un general, un presidente, o personal con buen estatus profesional/económico, no puede ser un verdadero líder. Esto es falso. Un líder es todo aquel que dirige un equipo, aunque esté compuesto por una sola persona; no obstante, los grandes necesitan más habilidad, ya que cuanto mayor es el número de personas que forman un grupo, más difícil es dirigirlas.

“Es transcendental reconocer que el impacto que genera el liderazgo en las sociedades es notable. Los líderes logran efectos positivos porque comparten su conocimiento.” (Lapo Maza & Jácome Ortega, 2015, p. 15). Bajo esta premisa se reconoce que el liderazgo es demandante y complejo, por lo cual este debe contar con las siguientes características:

ü Liderazgo es estar dispuesto a ayudar a desarrollar el potencial de una persona o grupo a liderar.

ü Liderazgo es conocer lo que motiva a los demás y lo utiliza para ayudarles a trabajar de mejor manera.

ü Liderazgo es sentirse insatisfecho con la realidad actual.

ü Liderazgo es ver oportunidades de mejora en donde los demás solo ven conflictos.

ü Liderazgo es saber cómo direccionar a un grupo a conseguir un bienestar en común.

ü Liderazgo eficaz es tener capacidad de acción frente a problemáticas.

ü Liderazgo es saber aprovechar los conocimientos y habilidades de sus seguidores para convertirlos en fortalezas que destaquen a su grupo frente a otros.

Por lo consiguiente, a través de este fenómeno psicológico-social la influencia de una persona con poder demandante en una comunidad puede generar un impacto social tanto positivo (acciones de mejora colectiva que permitan el alcance de los objetivos que satisfice sus necesidades) o negativo (a través de sus gestiones no consigue un bienestar del grupo liderado). Siendo así que todo líder debe trabajar bajo el enfoque positivo, para ello debe contar significativamente con la aceptación y colaboración voluntaria del grupo a beneficiar para la consecución de resultados favorables, ya que sin un equipo dispuesto a ayudar y ser ayudado, no existe nada que liderar y el sentido del liderazgo pasaría a ser algo bizantino en este contexto.


[Figure ID: gf1]

El liderazgo y las necesidades según Maslow.


Maslow (1948), un experto en motivación y liderazgo publicó su obra “Una teoría sobre la motivación” en donde ostentó que los seres humanos se desenvuelven en base a una jerarquía de necesidades, es decir que este no logra dar avances hacia la satisfacción de necesidades superiores, sino ha logrado satisfacer las necesidades básicas (fisiológicas); recordando que no todos los seres humanos se sienten motivados por las mismas cosas, expresando necesidades diferentes.


[Figure ID: gf2] Figura 1..

Pirámide de necesidades.


Alternate Text: Figura 1. Pirámide de necesidades..
  —“La pirámide de Maslow”, por Abraham Maslow, (1964) .

Con relación a lo expuesto Arias (2019), manifestó que las necesidades fisiológicas son las que el ser humano necesita para la existencia de un individuo, asimismo las necesidades de protección y seguridad que es como una persona consigue un lugar (bienes materiales) para sentirse resguardado. Las necesidades sociales o de pertenencia, la comunicación estar en contacto con la sociedad, la familia es fundamental para que un ser humano se sienta amado e incluido en un círculo social; la necesidad de éxito básicamente es como una persona hace mérito para sobresalir de las demás y como último la necesidad de autorrealización que tiene que ver con el máximo potencial que se mide por los logros obtenidos.

De dónde proviene el liderazgo comunitario.

Los estilos de liderazgo según Cardona & Buelvas (2010), refiriéndose a dichos estudios que quién creaba el ambiente era el líder encargado de dirigir al grupo que actuaba de tres maneras, acorde con los tres estilos: en el estilo autocrático, imponiendo autoridad; en el estilo democrático, procurando la participación activa de todos los miembros del grupo; y, laissez-faire, dejando que cada uno hiciera lo que quisiera.

Tabla 1.

Estilos de liderazgo.



Alternate Text: Tabla 1 Estilos de liderazgo..
<alternatives>
ESTILOS DE LIDERAZGO EN LA PRÁCTICA.
Autocrático. · Impone poder sobre su grupo. · Comunicación descendente y vertical. · Toma decisiones sin tener la aprobación total. · Delega en base al favoritismo. · Motivación esporádica.
Democrático · Participación activa con su grupo liderado. · Trabaja por la satisfacción de las necesidades. · Conoce a su equipo. · Motiva exitosamente. · Se adapta a los cambios. · Instruye al equipo. · Crea espíritu de equipo · Guía hacia una meta. · Y más acciones positivas.
Laissez-faire · Delega mayor responsabilidad de trabajo a los seguidores. · Evita fijar metas y clarificar expectativas. · No organiza prioridades. · No se involucra en la toma de decisiones.
</alternatives>

fn1Adaptado de “Patterns of aggresive behavior in experimentally created “social climates”, por Lewin K. L. (1939)


Dentro del estilo de liderazgo democrático se sitúa al liderazgo comunitario, debido a las cualidades que se centran en la participación de todos los beneficiados (miembros de un grupo-comunidad); por lo general todo plan y/o actividad es materia de discusión y consenso grupal, es decir que según Lewin K. (1939), el liderazgo comunitario se centra en fomentar y favorecer la participación comunitaria, tal cual lo maneja el liderazgo democrático. Para Miller (2011), el liderazgo comunitario es uno de los principales fenómenos de estudio de la antropología cultural-social, ya que esta ciencia se encarga de analizar la adaptación y conservación de las creencias y comportamientos aprendidos o compartidos en las personas de un grupo comunitario. Dicho fenómeno es objeto de sinnúmeros de análisis, ya que es la parte representativa fundamental de una comunidad; es decir que el personaje que lleva a efecto el liderazgo comunitario, es el centro y alma de la sociedad a que personifica y dirige. El LC., se basa en la unión del líder comunitario y la participación comunitaria con la finalidad de lograr un buen desarrollo comunitario integral; por lo tanto, se simplifica en la siguiente ecuación:

Ec. (1)

Liderazgo comunitario = líder comunitario + participación comunitaria.

Un liderazgo comunitario exhaustivo proveniente de un liderazgo democrático, se da cuando el líder comunitario tiene el total apoyo y participación de la comunidad en el proceso de la toma de decisiones de todo tipo de actividades a llevar a efecto para el beneficio social.

Chairman, president, and CEO of Texas Instruments, “El molde con el que se desarrollaron, promovieron y reconocieron los líderes del pasado está cambiando. A menos que decidamos deshacernos del viejo molde, vamos a perpetuar las mismas viejas direcciones y los estilos de liderazgo que no han tenido éxito.” (Junkins, 1996). Entre los retos a los que se enfrenta un líder comunitario, se prioriza que este personaje no puede liderar sin las masas, tampoco trabajar para ellas, sino trabajar con ellas en cada uno de los procesos de planificación y toma de decisiones para fines colectivos; es decir que los líderes comunitarios requieren de la participación y energía de toda su grupo-comunidad para efectuar eficientemente su rol en el entorno de la sociedad. Díaz Argueta & Ascoli Andreu (2006), mencionó que “el liderazgo comunitario juega un papel decisivo en el proceso de desarrollo local, ya que son los líderes quienes toman decisiones en algunas ocasiones siempre y cuando estén respaldados por la comunidad”. Los practicantes del liderazgo se motivan cuando tiene un grupo quien los respalde en cuanto a sus decisiones; según Dulany (1996), mencionó que “ellos necesitarán de una manera para conectar los grupos comprometidos de bases amplias, de ligar las raíces mismas y de aunar los sectores privados y público y las organizaciones multilaterales para trabajar conjuntamente cuestiones muy difíciles”.

El desarrollo de una comunidad depende del éxito de todos sus miembros, sin embargo, hay que dejar claro que la aparición de un proceso de liderazgo no va a resolver todos los males de la comunidad, pero es innegable que la capacidad de las personas para ser un agente de su historia, su capacidad emprendedora, creativa, innovadora, y la búsqueda de la satisfacción de sus necesidades además de la cooperación de la comunidad, crea lazos de confianza, organizándose en redes y asociaciones en torno a los valores y objetivos comunes, en última instancia dependerá de su liderazgo. Reyes Muñoz (2017).

Cualidades y habilidades innatos un líder comunitario.

Un verdadero líder comunitario debe ser carismático, tener un espíritu de lucha incesante con el fin de lograr un bien colectivo-social, rompiendo los paradigmas que afectan a las decisiones de su equipo. Las habilidades básicas del LC., van desde la priorización de necesidades individuales o colectivas, (fisiológicas, sociales, de éxito, y autorrealización), la aplicación de motivación eficaz en sus seguidores, el reconocimiento de su equipo y la adaptación a los constantes cambios sociales y económicos. En la pirámide de cualidades de los líderes a través de la historia según Maxwell (1999), estas deben ser:

Tabla 2.

Cualidades de los líderes a través de la historia.



Alternate Text: Tabla 2 Cualidades de los líderes a través de la historia..
<alternatives>
LÍDERES
Actitud positiva Discernimiento Relaciones interpersonales
Autodisciplina Enseñabilidad Responsabilidad
Capacidad de trabajo Escucha Seguridad
Carácter Focalización Servicial
Carisma Generosidad Solucionar problemas
Compromiso Iniciativa Valor
Comunicación Pasión Visión de futuro.
</alternatives>

fn2Adaptado de “The 21 Indispensable qualities of a Leader, becoming the person others will want to follow” por Maxwell (1999).


En cuanto a las habilidades que debe poseer un líder comunitario, este se basa simplemente en la calidad de valores que este personaje posee a la hora de practicar la gestión social, estos se reducen a los más importantes innatos en un LC., según Lynne (1996), estos son:

ü Integridad y honestidad.

ü Liderazgo con empowerment.

ü Trabajo en equipo y apoyo mutuo.

ü Preocupación por los demás.

ü Apertura al cambio.

ü Respeto a las personas

ü Responsabilidad personal.

ü Actitud de “poder hacerlo”

ü Compromiso con la comunidad y responsabilidad social.

Los líderes comunitarios que dominen estas habilidades y posean estas cualidades, es satisfactorio referirse a ellos como innatos, es decir, (se nace líder) o pueden hacerse a través del tiempo (vocacional). De esta forma el liderazgo podría definirse como un proceso de influencia compartida entre un líder y una comunidad, es decir, el auténtico líder actúa sobre la cultura de la comunidad hasta el punto de llegar a ser un arquitecto social que presenta nuevos valores que beneficiará a todos los miembros.

Gestión social y su relación con el liderazgo comunitario.

La gestión social cumple un proceso orientado con la comunidad; busca generar un gran impacto al conseguir beneficios para el entorno en donde se habita. Según Beaumont (2016), manifestó que las características de la gestión social son:

Propiciar la organización y participación de las comunidades en interacción con organismos gubernamentales y no gubernamentales, para incrementar el desarrollo endógeno y la transformación social, en función de las demandas de la población. Fomentar procesos y prácticas que faciliten la creación de la nueva institucionalidad del aparato estatal con énfasis en la participación ciudadana y el control social de la gestión pública. Generar procesos dirigidos a la construcción de conocimientos colectivos sobre la realidad de los estados, municipios y parroquias, para impulsar así el nuevo modelo productivo nacional y el desarrollo endógeno.

Paradigmas de la gestión social.

Los paradigmas de gestión social son considerados como aquellos movimientos, cambios y acciones que se desarrollan por el mismo hecho de practicar el liderazgo en grupo, priorizando, creencias, necesidades, acciones culturales, valores, etc. Estos paradigmas pueden ser positivos y negativos ante la sociedad; adicionando según Alan C. (1996), “Los paradigmas son también conocidos como la manera en que percibimos el mundo, un sistema compartido de suposiciones o un sistema de creencias”. Llegando a ser la cultura de un individuo o de un grupo. Entre los principales paradigmas de la gestión social recabados en el estudio estas dos parroquias se encuentran:

Gestionar en base a las necesidades de autorrealización: El líder comunitario de estas parroquias debe estar en la capacidad de reconocer las diversas situaciones en las que se encuentra la población liderada, debido a que, al estar ubicada en zonas rurales, existen mayores probabilidades de estas se ven afectadas por los factores como la pobreza, violencia intrafamiliar, índices elevado de drogadicción en los jóvenes, el limitado acceso a los centros de salud, el analfabetismo, embarazo en adolescente y el sedentarismo. Promover el acceso a una vivienda y entorno digno: Mediante la intervención de organismos superiores políticos, el líder comunitario puede gestionar la realización de obras públicas como la reestructuración de carreteras, aceras y bordillos, construcción de escuelas, centros de salud y cedes barriales. Además de que el líder debe mediar por la construcción de viviendas dignas a su comunidad siempre que estas sean necesarias y no sean usadas para fines de lucros. Fomentar la cultura y valores de su comunidad: Desde el punto de vista antropológico, esta es la principal función del líder comunitario; ser el rescatador de la cultura distintiva de una comunidad sin limitar el proceso de desarrollo evolutivo. En estas parroquias rurales, se conmemora un día festivo que destaque la cultura de sus sectores. Liderar por vocación: Para que un líder comunitario sea considerado como tal, debe tener convicción en sus seguidores para que estos le otorguen la completa confianza de sus necesidades y conflictos para ser resueltos. El líder por vocación trabaja por ellos sin fines de lucro o sin aspirar un cargo político en el futuro; por lo que se centra en brindar bienestar colectivo. Liderazgo por aspiración a cargo político: el liderazgo comunitario suele desenvolverse hasta alcanzar un cargo político. En la actualidad este es un requisito para los futuros aspirantes a este tipo de cargos, ya que al tener un mayor número de seguidores más atractivo se encuentra para un determinado partido político; y es aquí donde entra los valores y la ética de este personaje, el cual debe tener una mayor claridad entre satisfacción propia y complacencia general.

Liderazgo comunitario en las parroquias Anconcito y José Luis Tamayo del cantón Salinas.

El cantón Salinas es reconocido como el principal atractivo turístico de la provincia de santa Elena, y uno de los balnearios más populares del país; dentro del cantón habitan 90.031 personas de distintos géneros, de los cuales 70.294 habitan en el área urbana y el 20.737 en área rural. La división política del cantón Salinas se distribuye en cuatro parroquias urbanas (General Alberto Enríquez Gallo, Carlos Espinosa Larrea, Santa Rosa, Vicente Rocafuerte), y dos parroquias rurales (Anconcito y José Luis Tamayo). En las parroquias rurales, existen diversos líderes comunitarios encargados de representar y dirigir a las diferentes barriadas, con la finalidad de velar por el bienestar, y las necesidades de los pobladores.

Retos del liderazgo comunitario frente a los paradigmas de la gestión social en la parroquia Anconcito.

La parroquia Anconcito está conformada por 20 barrios, las cuales disponen de líderes o representantes que se encargan de llevar a cabo la ejecución de peticiones y necesidades en masa para bienandanza social. Aunque existe una cantidad notoria de líderes comunitarios, la controversia por velar por cada una de las barriadas es cada vez mayor, ya que el cargo de mediador suele recaer en el personaje que se destaca por sus gestiones, es decir que los demás líderes asignados prefieren ceder sus responsabilidades a los líderes de mayor impacto, pero optan por seguir manteniendo el título impuesto por la sociedad para subvención propia. Los principales líderes comunitarios de esta parroquia se destacan por vincularse con la comunidad, aprovechando este cargo para suplir la diligencia de su sector.

El principal reto del líder comunitario en la parroquia Anconcito es involucrar a la participación de la ciudadanía en los diferentes contextos a tratarse, ya que esta población es considerada sedentaria en cuanto a los factores que amenazan con irrumpir con la estabilidad económica y social que este ha logrado poseer con la ayuda de los diferentes gobiernos en los últimos 10 años. Por ende, el LC., debe fomentar la participación de toda su comunidad, pre alertándola a reaccionar frente a los constantes cambios; si un líder comunitario no ejecuta esta acción, este no se encuentra comprometido con sus seguidores, entonces pasa a ser un personaje individualista que opera para beneficio propio. Desde esta perspectiva nace la pregunta ¿a qué se enfrentan los líderes comunitarios de la parroquia Anconcito?, debido a que Anconcito es una parroquia que vive en su mayor parte de lo que puede ofrecer el sector pesquero, durante los periodos estacionarios tienden a sufrir diversas necesidades y conflictos en el ámbito de supervivencia; es aquí donde el rol de LC., comienza a hacerse notar. El líder vocacional se ve en la necesidad de analizar con minuciosidad cada uno de los detalles de su entorno, buscando las diligencias que exigen acciones correctivas inmediatas y las de largo plazo. Para llevar a efecto las gestiones requeridas, el líder aspira la participación de la comunidad para sentirse motivado a cumplir con sus obligaciones; pero cuando esta situación no se da este personaje se limita de tomar acciones colectivas. Aunque existen algunos casos en los que el líder siente la total motivación de brindar ayuda, que gestiona los diferentes proyectos a través de sus propios medios y recursos; pese a esto la sociedad se limita a darle el reconocimiento que se merecen. Otro reto al que se enfrenta el LC., es que este se encuentra bajo los reflectores de las críticas constructivas y destructivas, por parte de quienes aspiran su cargo. Por lo que cada acción que este ejecute será juzgada a detalle de los movimientos realizados. Bajo esta presión es donde se descubre si el líder comunitario trabaja por vocación hacia su comunidad o por anhelar un cargo político a futuro.

En relación a ello muchos de los beneficiados se limitan a colaborar en unión con este individuo puesto a que resulta complejo cambiar su perspectiva acerca de un dirigente o representante democrático de uno autocrático. Aunque accionar para convencer se lo considere practicable, preexiste un nivel de complejidad mayor, ya que sin un grupo de seguidores los gobiernos políticos se limitan a prestar soluciones a las problemáticas identificadas.

Retos del liderazgo comunitario frente a los paradigmas de la gestión social en la parroquia José Luis Tamayo (Muey).

La parroquia José Luis Tamayo está conformada por quince barriadas y un gobierno autónomo descentralizado parroquial. Esta estructura dispone de un dirigente del GAD y un líder comunitario por cada comité barrial con su respectivo equipo de trabajo. Al ser una parroquia ubicada cerca de la cabecera cantonal de Salinas, los líderes comunitarios trabajan en su mayoría vinculados con la comunidad y los demás gobiernos políticos, debido a que trabajan por mantener una imagen positiva frente a la entrada de los turistas al sector. El grupo comunitario de cada barrio otorga el rol del liderazgo al integrante que es visto como el más capaz de coordinar la acción del grupo; este debe desempeñar un cargo de forma asertiva, centrando en trabajar en base a las peticiones de sus seguidores para posteriormente ser llevados a un consenso con los dirigentes de turnos del GAD parroquial, para la toma de decisiones que favorezcan la estabilidad de sus sectores. Para llevar a efecto este acto, el líder estas comunidades impone una postura dócil ante su comunidad en contraste con la postura exigente ante sus superiores para ser tomados en cuenta y poder ser el portavoz de todo un grupo liderado.

Abordando con esta diferencia nace la interrogante ¿A qué se enfrentan los líderes comunitarios de la parroquia José Luis Tamayo?, los líderes comunitarios de las diferentes barriadas de esta parroquia, deben estar aptos para establecer la visión de la comunidad, compartiendo con el grupo este punto de vista, el análisis de sus problemas desde diferentes ángulos, siendo conscientes de los distintos intereses, a menudo contradictorios, favoreciendo el diálogo, el debate público y abierto y buscar puntos de acuerdo en torno al cual se puede establecer una actitud de cooperación. Más que nunca, los líderes de la comunidad deben ser equipos de liderazgo, donde cada uno de sus miembros debe tener el derecho de expresarse y de ser reconocidos como eslabón de la cadena que será cada vez más fuerte con el aumento de la participación de todos sus miembros.

En este sentido, el líder de la comunidad debe apoyar la formación de foros de discusión colectiva, fortalecer los consejos y asociaciones de la comunidad, desarrollar acciones comunes a un mayor número de personas, implementar y administrar programas sociales, trabajando en conjunto con el estado, acciones integradas a la mejora de la comunidad, asociaciones y redes, creen en la capacidad de cada persona en la comunidad y tratar de fortalecerlo mediante la articulación de las acciones que podría aparecer la comunidad.

La gestión social aplicada en las parroquias rurales estudiadas.

La gestión social llevada a cabo por los líderes comunitarios de estas parroquias rurales del cantón Salinas, se la aprecia en muchas ocasiones de manera disímil o paralelas entre sí. Los líderes comunitarios conllevan los paradigmas de la gestión social a través de la programación, organización, dirección, administración, gestión y evaluación de los proyectos comunitarios con fines de beneficio colectivo y desarrollo económico – social.

La comparación de la gestión social realizada en las parroquias rurales del cantón Salinas, denota que estas pueden ser llevadas a cabo de la misma manera, o totalmente desligadas entre sí. En la parroquia José Luis Tamayo se revela que los líderes comunitarios en unión de la intervención comunitaria y GAD parroquial, han logrado beneficiar y satisfacer las necesidades de su comunidad, priorizando las necesidades de pertenencia al promover la cultura de este sector; así como la satisfacción de las necesidades de seguridad y protección al mediar y obtener obras físicas, de salud, obras públicas-sociales que mejoren la calidad de vida del sector, así como la promoción y construcción de espacios recreativos y deportivos como polideportivos y parques atractivos turísticos, que promuevan el desarrollo comercial y turístico. Cabe recalcar que los líderes de turno realizan mediaciones por los jóvenes de su comunidad ofreciéndoles charlas y talleres de prevención de drogas y de temas de prevención del embarazo juvenil, de esta manera aportando seguridad y estabilidad en la población del futuro del sector. En el caso de las necesidades de autorrealización, esta parroquia se destaca, por velar por el desarrollo y actuación de la mujer en la comunidad, proveyéndole de talleres y capacitaciones mediante asociaciones que le permitan desenvolverse en el ámbito económico-social; así mismo, los líderes comunitarios en relación a los vendedores ambulantes del sector, promueven la protección de los derechos de estos ciudadanos, ante las leyes y políticas del gobierno municipal.

En la parroquia Anconcito, los líderes comunitarios y dirigentes políticos de este sector, realizan actividades por la satisfacción de las necesidades de su comunidad de manera descendente, acorde a la pirámide de Maslow; es decir que se centra en priorizar las necesidades de autorrealización de la población pesquera, ya que es un sector dependiente de la pesca, por lo cual se necesita de un profesional del área para su buen desempeño. Se deduce que en esta parroquia se centran en la población masculina pesquera, optando por mantener a la población femenina fuera del ámbito de crecimiento personal.

En cuanto a las necesidades de pertenencia y estima, los líderes comunitarios se limitan a la promoción cultural, debido a la poca participación e intervención comunitaria, pues según los líderes entrevistados, mencionaron que la comunidad es cultura, pero si no existe comunidad interesada, los valores y culturas quedan desdeñados en el tiempo. Por otra parte, las negociaciones llevadas a efecto por los LC., suelen ser de poco interés ante los ojos de lo político, debido a la falta de apoyo comunitario, ya que un líder como mayores logros, es el que posee mayores seguidores, puesto que, para el gobierno, esto es una parte fundamental para ganar credibilidad en sus obras, durante su periodo mandatario.

Cabe recalcar en esta parroquia el líder comunitario del barrio nuevo amanecer y presidente de la asociación de pescadores, es quien mayor peso en liderazgo tiene en esta parroquia, que, en sus gestiones individuales hacia la sociedad, logró que las entidades de gobierno como MIDUVI, le proporcionara la construcción de 87 casas para la reubicación de los moradores del sector afectado por los desastres naturales recientes.

Para la distinción de la forma de gestión social, en el siguiente cuadro comparativo de detalla lo siguiente:

Tabla 3.

Comparación de la gestión social en las parroquias rurales estudiadas.



Alternate Text: Tabla 3 Comparación de la gestión social en las parroquias rurales estudiadas..
<alternatives>
PARROQUIA JOSÉ LUIS TAMAYO PARROQUIA ANCONCITO
· Colectivización de las necesidades de los barrios de la parroquia (líder barrial – presidente GAD parroquial). · Propuesta de equidad en beneficios de las obras realizadas por el gobierno y asociaciones del sector. · Nexos con entidades que promuevan al sector pesquero e instituciones internacionales (Plan Internacional) para la entrega de becas educativas del tercer nivel. · Escaza participación comunitaria en la promoción de los planes de trabajos.
· Promoción de la cultura (grupo cultural Oasis) · Promoción del arte y gastronomía típica. · Construcción de monumentos culturales, representativo de la cultura “flor de las albarradas” · Gestión de la construcción de la plaza cívica para diversos fines. · Monumentos representativos del pescador.
· Velar por la situación ambiental de la comunidad. · Remoción de desechos tóxicos en las piscinas de sal. · Centros de salud especializados y gratuitos. · Campañas de fumigación y vacunación. · Programas de prevención de drogas en los jóvenes del sector. · Charlas de planificación familiar y uso de anticonceptivos en la población adolescentes · Sistema de recolección de basura. · Centros de salud del ministerio de salud. · Campañas de fumigación y vacunación. · Limpieza de las playas y puertos pesqueros. · Programas de prevención de drogas en los jóvenes del sector. · Charlas de planificación familiar y uso de anticonceptivos en la población adolescentes.
· Reconstrucción y remodelación de los parques turísticos del sector · Asfaltado y carreteras principales en buen estado. · Alcantarillado y agua potable · Unidades educativas remodeladas e implementación de Tics. · Sistema de alumbrados público y red de semáforos. · Creación de Infocentros. · Centros infantiles (guardería). · Construcción de mercados para reubicación. · Reconstrucción del puerto pesquero de la parroquia (uno de los principales de país), con infraestructura y tecnología moderna. · Asfaltado y carreteras remodeladas. · Red de alcantarillado y agua potable. · Remodelación de las unidades educativas y centros de salud. · Construcción del mirador turístico. · Creación de Infocentros. · Legalización de terrenos. · Construcción de 87 casas Miduvi para reubicación.
· Fomento de actividades deportivas que involucren la participación comunitaria. · Construcción de polideportivos en zonas estratégicas. · Fomento de actividades deportivas en los jóvenes del sector. · Construcción de polideportivos
· Capacitación y talleres de costura a mujeres del sector a través de asociaciones. · Velar por el bienestar de los vendedores ambulantes (asociación el progreso) · Capacitaciones a la población pesquera.
</alternatives>

fn3Información recopilada mediante la observación directa y la aplicación de entrevistas a los líderes comunitarios y presidente de turnos de los GAD parroquiales de cada sector.


DISCUSIÓN

Los resultados obtenidos en este estudio evidencian que los retos del liderazgo comunitario frente a los paradigmas de la gestión social en las parroquias rurales del cantón Salinas, se muestran sensibles a los constantes cambios y contexto en que se desenvuelve de este fenómeno. Es evidente que la forma de llevar a cabo las gestiones sociales de estos líderes comunitarios es totalmente disímil, ya que cada uno se centra en el tipo de cultura practicada y en la forma en que se da la intervención comunitaria.

La parroquia Anconcito muestra un tipo de líder comunitario que hace énfasis a la teoría de los rasgos, “un líder nace”, ya que estos personajes han ido evolucionando conjuntamente con los diversos gobiernos que han trabajado en mejorar su entorno, por ende, estos personajes toman el control de sus comunidades para así mediante un liderazgo democrático, reconociéndolo como un líder A pesar de presentar buenas obras para el bien colectivo, es notoria la poca participación comunitaria, lo cual afecta al desempeño del liderazgo comunitario.

La forma en cómo lleva a cabo la gestión social este personaje es relativamente portentoso, ya que según los datos obtenidos en las entrevistas a los líderes comunitarios muestran que, a pesar de no pertenecer a ningún grupo político, ni contar con la suficiente participación ciudadana, ha llevado a cabo la ejecución de proyectos comunitarios relevantes para su sector, todo esto por la avidez de un buen desarrollo y desempeño de su comunidad.

Por otro lado, la gestión social de la parroquia José Luis Tamayo realizada por los líderes comunitarios de este sector, es más flexible a la participación de la política, debido que la mayor parte de líderes, se encuentran en la espera de cargos políticos a futuros y sus gestiones sociales se basan en ello. Aquí se comprueba la segunda parte de la teoría de los rasgos “el líder se hace”; esto no se refiere como un impacto negativo, ya que acarrea mayor participación ciudadana, la cual ha dado paso a que el cumplimiento y la satisfacción de las necesidades de la comunidad se realice de forma más rápida en comparación a la parroquia Anconcito. Definitivamente esto conlleva a reflexionar que, si existiera equidad en cuanto al apoyo que requieren los líderes comunitarios, en relación a la gestión social, el desarrollo de esta seria más eficaz; un líder comunitario-democrático, requiere siempre de un grupo de trabajo que los motive e impulse a trabajar en la obtención de objetivos comunes sin tener que representar a los intereses políticos ajenos.

Por ende, los líderes comunitarios necesitan de la intervención comunitaria, que le proporcione energía, motivación y les muestre la fiel participación en cada una de las decisiones que tome en cuanto a la gestión social se trate. Los líderes de estas parroquias deben estar conscientes que los paradigmas de la gestión social son cambiantes, acorde al tiempo y necesidades que se ven presentando en un futuro. Este personaje deberá estar siempre dispuesto a responder a las interrogantes de ¿Cuál será el siguiente paradigma de gestión social?, ¿se necesita priorizar las necesidades por relevancia e impacto? Debido a esto los lideres innatos deben estar abiertos y seguros que los constantes cambios en los paradigmas de la gestión social son reales, para de esta manera poder proveer un buen desarrollo integral de sus comunidades.

CONCLUSIÓN

Se concluye que la gestión social en estas parroquias es adaptable a las diversas situaciones de su entorno; los líderes vocacionales y líderes aspirantes a cargos políticos, que, a pesar de pertenecer y practicar diferente liderazgo, conllevan a su comunidad a un bienestar en sus necesidades. A pesar de presenciar dos formas de liderar en un mismo cantón, se ha logrado satisfacer las necesidades de mayor índice de importancia en un lapso de 10 años, apoyados por el gobierno saliente. El líder comunitario requiere de la participación ciudadana para efectuar de manera eficiente la gestión social, puesto que representa en su desenvolviendo a toda una comunidad, es decir que, a mayor motivación y apoyo, mejores resultados en cuanto a satisfacción de necesidades y beneficio colectivo. Los paradigmas de la gestión social, son totalmente cambiantes, por ende, se necesita la presencia de líderes comunitarios capaces de enfrentar este fenómeno y poder trabajar en pro con ello y dar beneficios satisfactorios a sus comunidades; proveyendo de herramientas estratégicas para el buen desarrollo integral de todo un sector, es decir que guarda mayor responsabilidad frente a los directivos políticos.


Referencias
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
8.
9.
10.
11.
12.
13.
14.
15.
16.
17.
18.
19.
20.
21.
22.
23.
24.

Refbacks

  • There are currently no refbacks.


Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-ShareAlike 4.0 International License.